AY Y HOREMHEB

LA MISTERIOSA MUERTE DE TUTANKHAMON

Todos los acontecimientos que rodean la muerte de Tutankhamon son objeto de controversia y debate, ya que todavía no están muy claros, y a lo largo de las últimas décadas han surgido muchas teorías, sin que se haya probado al 100% ninguna de éstas. Explico lo que sí sabemos: Tutankhamon murió de forma inesperada y misteriosa en su décimo año de reinado, en un contexto histórico en que Egipto estaba envuelto en un enfrentamiento importante con los hititas, y que terminó con una derrota egipcia en la ciudad de Amqa. Además, es muy raro que justamente las noticias de la derrota egipcia llegaran a Egipto aproximadamente al mismo tiempo que se produjo la muerte de Tutankhamon. No sabemos si el propio Horemheb, el regente, encabezó las tropas egipcias en la batalla, pero el hecho de que no parezca haber tomado parte en los funerales de Tutankhamon, a pesar de su papel de regente y presunto heredero, da que pensar…

Máscara funeraria de Tutankhamon
Máscara funeraria de Tutankhamon

TRAS LA MUERTE DE TUTANKHAMON

1) El origen del reinado de Ay:

Al no contar con Horemheb, que debería haber sido quien llevara la dirección de los rituales funerarios de Tutankhamon, éstos se llevaron a cabo bajo la dirección de Ay, un importante consejero de la Corte egipcia de por aquel entonces, por ser uno de los funcionarios en los que más confiaba el propio rey. En cuanto a sus orígenes familiares hay una nube de misterio, pero se cree que podría incluso ser familiar de la reina Tiye, Gran Esposa Real del rey Amenhotep III (el que vino antes de Akhenaton).

Fragmento de una pequeña escultura en el que se representaría a la reina Tiye junto a su esposo, Amenhotep III
Fragmento de una pequeña escultura en el que se representaría a la reina Tiye junto a su esposo, Amenhotep III

2)Ay y Ankhesenemon:

Por lo que se sabe, Ay fue el que se encargó de las exequias de Tutankhamon, y poco después ya aparece como rey. No conocemos por qué o cómo llegó un alto funcionario como Ay a ser rey de Egipto, pero sabemos que debió de ser una especie de rey interino, ya que la Gran Esposa Real de Tutankhamon, su hermanastra Ankhesenemon, aun vivía, y estaba involucrada en la política, intentando negociar una paz con los hititas.

Respaldo del trono real de Tutankhamon en el que se ve a él y a Ankhesenemon
Respaldo del trono real de Tutankhamon en el que se ve a él y a Ankhesenemon

EL CORTO REINADO DE AY

Una de las razones fundamentales por las que el reinado interino de Ay fue corto es porque  era ya bastante viejo cuando llegó al trono, de tal modo que, como mucho, llegó a reinar algo más de tres años completos, entre la muerte de Tutankhamon en el 1327 a.C. hasta su propia muerte en el 1323 a.C. Durante su corto reinado, el rey Ay intentó en vano conseguir unas justas condiciones de paz con los hititas, al mismo tiempo que intentó que Horemheb, el regente de Tutankhamon, no se hiciera con el trono una vez muerto él. Para ello pronto nombró a un heredero, un comandante del ejército llamado Nakhtmin, del que sabemos que quizás era nieto del propio Ay. Como podéis suponer, Nakhtmin se convirtió en el gran rival a destruir de Horemheb, y parece que lo debió conseguir, pues el sucesor de Ay finalmente sería Horemheb.

Una de las pocas representaciones escultóricas que aun se conservan sobre el rey Ay
Una de las pocas representaciones escultóricas que aun se conservan sobre el rey Ay

EL REINADO DE HOREMHEB

1) Primeras acciones desde el trono:

Se que poco tiene que ver, pero a mí, personalmente, el tema de la llegada al trono de Horemheb siempre le he visto paralelismos con la llegada al poder de Stalin en la URSS, ya que ambos se deshicieron tarde o temprano de su principal rival y competencia política, Nakhtmin y Trotsky, respectivamente. Al margen de estas divagaciones mías, una de las primeras cosas que hizo Horemheb al llegar al trono fue destruir el legado artístico tanto de Ay como de Nakhtmin, desfigurando los monumentos o esculturas en los que aparecían.

Estatua de Horemheb cuando llegó a ser el último rey de la Dinastía XVIII
Estatua en el que se representa al rey Horemheb acompañado del dios Horus

2) Problemas con la cronología del reinado de Horemheb:

El problema a la hora de datar y establecer unas fechas para el reinado de Horemheb es que se conservan pocas inscripciones de la última parte del mismo. Por lo que sabemos, él fue el último rey de la dinastía XVIII, y ésta terminó en el 1295 a.C., así que se suele decir que el reinado de Horemheb fue bastante largo, ya que habría durado desde el 1323 hasta el 1295 a.C. Sin embargo, no tiene sentido que se haya encontrado sin terminar la tumba de Horemheb en el Valle de los Reyes, pues a lo largo de esos casi treinta años debería haber tiempo de sobra para terminar la tumba.

Imagen que muestra parte de las representaciones de la tumba de Horemheb en el Valle de los Reyes
Imagen que muestra parte de las representaciones de la tumba de Horemheb en el Valle de los Reyes

3) Relaciones con los hititas durante su reinado:

Durante el reinado de Horemheb continuaron los problemas y enfrentamientos con los hititas respecto a los territorios del norte de Siria. Por lo que sabemos, en torno al 1313 a.C. aproximadamente, los egipcios realizaron un infructuoso intento por reconquistar las ciudades de Qadesh y Amurru. Sin embargo, no hay que tomárselo como un fracaso absoluto, ya que las fuentes de las que disponemos para estas campañas de reconquista son hititas, y no egipcias. No se sabe a ciencia cierta, pero es posible que Horemheb terminara llegando a un acuerdo de paz con sus enemigos hititas, ya que un texto hitita posterior menciona un tratado de paz que había estado vigente con anterioridad y que se rompió durante los reinados del rey hitita Muwatalli y el rey egipcio Seti I (1294-1279 a.C.), el segundo de la dinastía XIX.

Relieve hitita que representaría al rey Muwatalli, contemporáneo al rey egipcio Seti I
Relieve hitita que representaría al rey Muwatalli, contemporáneo al rey egipcio Seti I

4) Política interna de Horemheb en Egipto:

En Egipto, Horemheb llevó a cabo el inicio de varios proyectos constructivos de gran importancia, de los cuales el más conocido es el de la Gran Sala Hipóstila de Karnak. Además, es posible que también se comenzara durante este reinado la demolición sistemática de la ciudad de Amarna, que todavía seguía habitada por estas fechas. También hubo importantes medidas en el campo de la Justicia y la Ley, tal y como nos relata la estela del Gran Edicto hallada en Karnak. En esta estela se enumera una larga lista de medidas legales dictadas para terminar con abusos como la requisa ilegal de barcos y esclavos, el robo de pieles de ganado, los impuestos ilegales sobre granjas privadas, el fraude en los impuestos legítimos… Otros párrafos tratan de la regulación de los tribunales locales de justicia, del personal del harén real y otros empleados del Estado, así como del protocolo de la corte.

Reconstrucción aproximada de cómo debió ser la Gran Sala Hipóstila de Karnak
Reconstrucción aproximada de cómo debió ser la Gran Sala Hipóstila de Karnak

2 Comentarios

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.