El mundo hace 2000 años

Introducción

Hace 2000 años, a finales del siglo I d.C., gran parte de Europa, Asia y África se encontraban unidas y en permanente contacto entre sí. Los grandes imperios que se produjeron en estas partes del mundo estuvieron relacionados unos con otros y todos sabían, con mayor o menor acierto, de la existencia de los demás. Si el continente americano hubiera estado en contacto con las culturas de África y Eurasia, casi podría haberse hablado de la primera gran “globalización” de la Historia. No fue así debido a razones evidentes, pero sí podemos llegar a decir que en los tres “viejos continentes” se dio un intercambio cultural sin precedentes. Procedemos aquí a dar una visión general del Viejo Mundo a finales del primer siglo de nuestra Era.

Roma hace 2000 años

Desde mediados del siglo II a.C., Roma había empezado a expandirse en dirección hacia el oriente, donde las grandes monarquías helenísticas herederas de Alejandro Magno pugnaban por repartirse los diversos territorios que antaño formaron parte de su enorme imperio. Después de derrotar al Imperio Seléucida, a partir de las Guerras Mitridáticas (88 – 64 a.C.), Roma tiene a su disposición casi todo el Mediterráneo oriental a falta del reino helenístico egipcio, que caerá ante Octavio a partir del año 30 a.C.

Mapa del Imperio romano en torno al año 100, hace 2000 años casi
Mapa del Imperio romano en torno al año 100, hace 2000 años casi (World History Maps)

Poco antes, llevado por la avaricia, los sueños de grandeza y el intento de emular a Alejandro Magno, Marco Licinio Craso se lanza a la conquista del Imperio Parto al frente de un enorme ejército y cae derrotado frente a los partos en Carras en el 53 a.C., llevando a Roma a desistir durante un siglo del intento de expansión más allá del Éufrates, que se convertirá en su frontera natural oriental. Así, la parte occidental del antiguo imperio alejandrino cae en manos de la potencia mediterránea, llegando, brevemente, a sobrepasar el Éufrates y a conquistar Mesopotamia de manos de los partos con las conquistas de Trajano ya a comienzos del siglo II d.C.

Asia Media hace 2000 años

Los partos, o parnos, fueron una tribu nómada de las estepas euroasiáticas que se asentó en territorios del Imperio seléucida a partir del año 247 a.C. Se trataba de una monarquía que trataba de relacionarse con la extinta monarquía persa aqueménida. Desde el siglo III al I a.C., van extendiéndose a través de los territorios seléucidas hacia el oeste, hasta toparse con Roma, que estaba en guerra con éste y otros reinos helenísticos como hemos comentado más arriba.

Mapa de Partia y Kushan hacia el año 100
Mapa de Partia y Kushan hacia el año 100 (World History Maps)

Hacia el Oriente, los partos se extienden hasta la India, pero entre ellos y el subcontinente se desarrolló el Reino grecobactriano con Menandro como rey más sobresaliente. Este Estado fue otro de los reinos helenísticos, escindido en esta ocasión del seléucida, y dejará un rico legado cultural en las zonas actualmente ocupadas por Pakistán y Afganistán, cayendo a partir del 130 a.C.

India hace 2000 años

Como ya explicamos en otro artículo, la India no fue un Estado unitario. Como mucho el mayor imperio, el de Asoka (272 – 231 a.C.), unificó el territorio norte, pero el sur y Sri Lanka (Ceilán) fueron independientes o, por lo menos, no sometidos al control directo del imperio septentrional. En la confluencia entre la India y Asia Media, donde antes estuvo el reino grecobactriano, la confederación Yuezhi se asentó y dio lugar al reino Kushana con Kanishka como soberano más importante.

Aquí se dio una de las amalgamas culturales más importantes de la Historia con el desarrollo del arte grecobúdico, en el que destacarán las esculturas con motivos budistas realizadas al estilo griego, donde se ve la técnica del “paño mojado” y la expresión helenística en muchos de los rostros producidos. Los edictos grabados en piedra, los restos urbanos de yacimientos como Ai Khanoum y la producción artística demuestran que la cultura griega estaba bien asentada en esta zona a finales del siglo I d.C.

Mango de espejo indio encontrado en Pompeya, de hace 2000 años casi
Mango de espejo indio encontrado en Pompeya, de hace 2000 años casi (The Mysterious India)

China hace 2000 años

En otra entrada ya dimos una somera muestra de la evolución y creación de los distintos Estados chinos desde las primeras dinastías que eran básicamente legendarias. A partir de Qin Shi Huang Di (muerto en 206 a.C.), China comienza una suerte de unificación salpicada por épocas de guerras civiles, secesiones y catástrofes. A pesar de todo ello, puede considerarse la unificación continua con las dos dinastías Han: la del Oeste (206 a.C. a 25 d.C.) y la del Este (26 a 221 d.C.). Wu Di (140 a 87 a.C.) derrotará a los Hsiung-Nu y se expandirá hacia Asia central, entrando en contacto con los kushana y los partos. La dinastía Han del Este será contemporánea a la Roma imperial, el Imperio parto arsácida y el reino Kushana.

Un mundo en contacto

Todo esto dará como resultado un mundo totalmente conectado a través de las diversas rutas marítimas y terrestres, que se ha dado en llamar Ruta de la Seda. Ésta permitió el intercambio de materias primas, especias, sedas, metales preciosos, filosofías, religiones, técnicas y motivos artísticos, que fueron el resultado del nacimiento y consolidación de cuatro grandes Estados que se encontraban en relativa paz y estabilidad desde el Atlántico hasta el Pacífico en una suerte de “globalización”.

Mapa de la Ruta de la Seda hace 2000 años, en el siglo I d.C.
Mapa de la Ruta de la Seda hace 2000 años, en el siglo I d.C.

Fue tan importante, que los partos fueron muy conscientes de su posición dominante en la ruta y no quisieron que eso dejara de ser así, por lo que se ha llegado a decir que Trajano inició la guerra contra Partia para que eso cambiara y, de paso, resarcirse por las derrotas recibidas por Roma en el oriente.

Lo cierto es que sabemos que este comercio fue muy floreciente ya en época de Augusto, pues el autor clásico Estrabón nos dice que ciento veinte barcos surcaban los mares todos los años cargados de riquezas provenientes de la India y de más allá. Esto está corroborado por los hallazgos arqueológicos realizados en todas partes: por ejemplo, se han encontrado monedas romanas de Domiciano (51 a 96 d.C.) en el delta del río Mekong (actual Vietnam), vidrio romano en China, cerámica griega en Arikamedu (costa oriental india), la ya comentada estatuaria grecobúdica en el Reino Kushana o un espejo con mango decorado con motivos indios en Pompeya.

Conclusiones

En resumen, a finales del siglo I y principios del II d.C., el Viejo Mundo se encontraba en un estado de intensidad cultural que no se había visto nunca y que no volvió a darse con tal intensidad hasta muchos siglos después con las colonizaciones europeas y norteamericanas. Sin embargo, esto sería ya a otro nivel tanto en su forma como en su fondo. Por eso para esta época podemos hablar de una auténtica “globalización”, por lo menos en esta parte del planeta, a falta de haber incluido a las culturas americanas que estaban aisladas de sus homólogas afroeurasiáticas.

Mapa global de Europa, África, Asia y Oceanía en el año 100 (World History Maps)
Mapa global de Europa, África, Asia y Oceanía en el año 100 (World History Maps)

Bibliografía

BENJAMIN, C. (2018). Empires of Ancient Eurasia: The First Silk Roads Era, 100 BCE – 250 CE. Cambridge: Cambridge University Press.

BIVAR, A. D. H. (1983), «The Political History of Iran under the Arsacids», en Yarshater, Ehsan, Cambridge History of Iran 3.1, Cambridge UP, pp. 21-99.

DEBAINE-FRANCFORT, C. (1999). The Search for Ancient China. Ed. Harry N. Abrams.

CONINGHAM, R. (2018). Archaelogy of South Asia. Cambridge University Press.

ROLDÁN, J.M. (1981). Historia de Roma I: La República de Roma. Madrid: Cátedra.

Para saber más


       Fernando Bujedo Villalba es licenciado en Historia por la Universidad de Málaga (2008-2013) y “Máster en patrimonio histórico y literario” por la misma universidad (2016-2017). Trabaja de arqueólogo de urgencia en distintas obras urbanas y periurbanas. Su periodo de investigación es la Historia Antigua, concretamente la clásica y las culturas euroasiáticas como las chinas, indias y partas, así como la llamada “Ruta de la Seda”.

1 Comentario

2 Trackbacks / Pingbacks

  1. Enlaces Recomendados de la Semana (N°480)
  2. Programa de entretenimiento (español) – 9. Novena semana, del 24 al 30 de septiembre | Español con ritmo

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.