CERÁMICA NEOLÍTICA

Un llamativo ejemplo de producción cerámica del neolítico cardial

¿Cómo era la cerámica neolítica?

La cerámica ha sido siempre un elemento que ha diferenciado a las sociedades de las distintas fases del Neolítico. Es la producción que va a marcar el dominio de todos los ámbitos de estas sociedades. Esta producción cerámica neolítica comprende toda una gama de piezas. Va desde tablillas como soporte para las primeras escrituras, a recipientes, y a representaciones antropomorfas o pintaderas asociadas a marcas de propiedad, hasta incluso lámparas. Cuando hablamos de cerámica, distinguimos dos grupos. Las cerámicas simples son de formas que reproducen las figuras geométricas simples. Las cerámicas compuestas tienen una estructura formada por la unión de dos figuras geométricas.

Pieza cerámica neolítica de la península Ibérica
Pieza cerámica neolítica peninsular

¿Cómo se hacía la cerámica neolítica?

En el caso de la cerámica, grosso modo, hay tres maneras de fabricarlas, requiriendo para ello arcilla y desgrasante. La primera parte de colocar una masa de barro apoyada en el suelo y comenzar a conformar con las manos para ir dando a las formas, que en una primera fase son muy simples. La segunda es hacer un hueco en el suelo, donde se apoya, y a partir de ahí se construye el resto. Y la tercera es la denominada fórmula de cordones. Se hace una masa inicial de base. A partir de ahí, se hacen una serie de cordones (“churros”) para proceder al montaje de la pieza.

Pieza cerámica neolítica modelada a base de la técnica de cordones
Pieza cerámica neolítica modelada a base de la técnica de cordones

A partir de ahí, empieza el proceso de conformación, aplicando una posibilidad de tres técnicas. La primera es el alisado, que consiste en eliminar las irregularidades de la superficie y darle cohesión a la figura tanto en su interior como exterior. La segunda es el espatulado, que consiste en regularizar más la superficie, desapareciendo los vestigios del sistema de fabricación, y dando lugar a unas piezas muy bien formadas. La tercera es un pulido mucho más intenso, el bruñido. Para hacerlo se utiliza un baño de engobe de almagra, donde se consigue un color brillante e impermeabilización.

Observad el desgrasante encerrado en los círculos negros
Observad el desgrasante encerrado en los círculos negros

La decoración de la cerámica neolítica

Una vez acabado estos procesos, llega la hora de proceder a la decoración de la pieza. La primera técnica, la más simple, es la decoración impresa. Consiste en la presión que se ejerce sobre el barro con cualquier instrumento vegetal o material. La impresión más simple es la que se hace con la impresión puntillada de un instrumento punzante. Puede ser con un objeto o una matriz, que puede ser un peine, o una concha, que funciona como un sello. La impresión desarrollada en el mediterráneo con la concha de un berberecho es conocida como cerámica cardial. En el caso de que en vez de punzarlo, se hace un diseño corrido que va a lo largo de la pieza, obtenemos una línea que conoceremos como incisión, acanalado y grafitado. Incisión es de punta fina, acanalado es de punta redondeada, y grafitado es cuando el barro ya está cocido.

Ejemplo de pieza cerámica neolítica con decoración acanalada
Ejemplo de pieza cerámica con decoración acanalada

Los motivos decorativos suelen ser rectilíneos o curvilíneos. Nos encontramos también motivos realistas donde aparecen representaciones zoomorfas (animales) y antropomorfas (humanoides). Tampoco es raro que en una misma pieza encontremos varios tipos de decoraciones y modelos decorativos. Además del tratamiento de la superficie mediante su alteración, hay otro sistema, el de la pintura. Consiste en incorporar un colorante que altera el color de las piezas, obteniendo dos resultados. Por un lado, piezas que tienen una superficie de colores claros y motivos decorativos oscuros. Por otro lado, piezas que tienen una superficie de colores oscuros y motivos decorativos claros.

Gran esquema de clasificación de las principales tipologías de cerámica neolítica
Gran esquema de clasificación de las principales cerámicas neolíticas no solo europeas

Tipos de asas de la cerámica neolítica

Los elementos de sujeción, para entendernos, las asas, son elementos que se incorporan a la superficies de las piezas. La fórmula más simple es añadirle una pequeña masa esférica que conocemos como mamelón, o un cordón. Un segundo tipo de asa es el pitorro que consiste en una protuberancia para escanciar el líquido. Un tercer tipo de asa sería el asa de cinta, que consiste en una lámina de barro que aborda dos partes de la pieza para meter la mano por en medio de ambas. Un cuarto tipo consiste en la combinación de un asa de cinta con pitorro perforado, estando el pitorro solo en un lado de la pieza. Un quinto modelo son las perforaciones que se usan para colgar las piezas de un soporte que puede ser un muro. El quinto modelo es una pasta vidriada, tratar la pieza con un producto químico que, con el calor del fuego, se transforma en vidrio.

Ejemplo de pieza cerámica neolítica con pico vertedero
Ejemplo de pieza cerámica con pico vertedero

¿Qué es la cerámica cardial?

La cerámica neolítica cardial recibe ese nombre por estar decorada con unas impresiones determinadas. Provienen del borde dentado y sinuoso de conchas del berberecho cardium. Este nombre proviene de su forma general, que recuerda a la de un corazón. La cerámica cardial es característica de uno de los primeros estadios del Neolítico de la cuenca mediterránea, durante los VI y V milenio a.C. Abarca las zonas costeras desde el área de los Balcanes hasta las costas del Levante español. Aun así, su influencia llega a alcanzar las costas atlánticas europeas.

Esquema acerca de las piezas de la cerámica neolítica cardial
Esquema acerca de las piezas cerámicas neolíticas cardiales

Extensión de la cerámica cardial

La cerámica cardial se extiende y cruza el Adriático, colonizando Apulia y Sicilia en el sur de Italia. A medida que pasa, va instalando sus zonas de habitación casi siempre en cuevas. Eso no significa que no vaya también por algunos poblados fortificados con fosos y empalizadas. Gradualmente, la colonización alcanza el centro de Italia (Lacio, Toscana, Liguria) y las islas, como Córcega y Cerdeña, apareciendo las primeras avanzadillas en el sur de Francia. Alrededor del V milenio a.C. la cultura ya se ha asentado en las costas mediterráneas de España y Francia. Hacia el interior, la cerámica cardial penetra por el Ródano y por el Ebro, llegando hasta el Atlántico, al menos en la península Ibérica. Sin embargo, las costas andaluzas permanecen ajenas a este fenómeno.

Pieza cerámica neolítica con decoración cardial
Pieza cerámica neolítica con decoración cardial

Para saber más

Sígueme en las redes sociales

               

27 Comentarios

2 Trackbacks / Pingbacks

  1. CERÁMICA NEOLÍTICA | Arte | Scoo...
  2. BALANCE DEL AÑO | Historiae

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.